Análisis Marvel’s Avengers

Acuerdo entre Koch Media y CI Games para la edición física de Sniper Ghost Warrior Contracts 2
11/09/2020
Análisis NBA 2K21
14/09/2020

A estas alturas de la vida, es raro no saber quiénes son Los Vengadores. No hace falta ser muy fan de los comics de Marvel, pues la sección cinematográfica denominada como Marvel Studios se ha encargado de ofrecer a lo largo de estos 12 años diferentes películas centradas en los personajes más populares del universo que ha creado la compañía y todas ellas siempre han sido un éxito rotundo entre el público.

Por supuesto, algunas de las películas han venido acompañadas con el videojuego oficial de la misma (Iron Man, por ejemplo), pero estos productos nunca han ofrecido una calidad comparable a, por ejemplo, los Batman: Arkham de Rocksteady Studios.

En enero de 2017 y tras varios rumores, se confirmaba el desarrollo del llamado The Avengers Project por parte de Square Enix y Crystal Dynamics a través de un teaser acompañado de los primeros detalles del juego

Una información que siempre ha sido escasa y con la que no quedaba muy claro el enfoque que iba a tomar el juego, pues los desarrolladores señalaron en su momento que sería un título que duraría años.

También ha estado rodeado de polémica, pues al público no le agradó la idea de que los personajes fuesen modelados genéricos sin las caras de los actores reales. Y si vamos a algún suceso más reciente, la beta publicada hace unas semanas dejaba a gran parte de los usuarios con una sensación extraña debido a los problemas que mostraba el título en esa versión.

Tras el retraso anunciado en enero de este mismo año, por fin hemos tenido la oportunidad de jugar a Marvel’s Avengers y comprobar qué es lo que realmente ofrece.

¿Sorprenderá a esas expectativas tan dudosas que se han tenido sobre él o tendrá que venir Thanos para destruirlo?


¡Avengers! ¡Reuníos!

El título tiene un modo Campaña en el que se cuenta una historia original donde Los Vengadores desaparecen tras no poder evitar el ataque de un grupo terrorista a la bahía de San Francisco durante su famoso A-Day. En medio de toda esa situación se encuentra Kamala Khan (Ms. Marvel), quién será la protagonista «principal» de la historia y que se encargará de reunir a los Avengers años más tarde para poder hacer frente a los planes malvados de la organización IMA.

Aquí nos encontramos una estructura de niveles que está dividida en dos partes: por un lado están las misiones más tradicionales (entornos cerrados, checkpoints, cinemáticas, etc) y por el otro están las misiones cooperativas de las que ya hablaremos cuando lleguemos a la Iniciativa Avengers, las cuales sirven como «tutorial» de lo que será la experiencia principal del título durante los próximos años.

Más allá de que me ha parecido una idea bastante regular ya que las misiones enfocadas al multijugador parecen metidas de manera forzosa, ambas partes comparten algo en común: liarse a mamporrazos contra oleadas de enemigos. Es aquí donde uno se da cuenta de que hacía falta un videojuego sobre Los Vengadores.

En los primeros compases controlamos a la buena de Kamala y sus poderes elásticos, pero a medida que se avanza en la trama se termina controlando a toda la plantilla de personajes y cada uno de ellos es una gozada jugable.

El combate no dista mucho de lo que hemos visto en otros juegos como Marvel’s Spider-Man o los ya mencionados Batman: Arkham, por lo que esto ya es significado de que nos lo vamos a pasar muy bien reventando a los enemigos. Además de los famosos combos o esquives, cada superhéroe cuenta con unos controles adaptados al personaje para que el jugador sienta de manera increíble que está controlando a un verdadero Avenger. Mis preferidos han sido el Capitán América, por supuesto Hulk y la que me ha chiflado también ha sido Viuda Negra.

Otra cosa que me ha gustado es que los Avengers tienen unos poderes muy al estilo MOBA y funcionan bastante bien. Cuentan con un poder de apoyo (ya sea sanador o de contención), un poder activo y una especie de «ulti» en la que el personaje desata su ataque más poderoso.

Aunque en la campaña no afecta de manera jugable, cada superhéroe cuenta con su correspondiente subida de nivel y habilidades desbloqueables que se irán reflejando en un medidor de Potencia que irá indicando la evolución de cada personaje. Además de estas opciones, durante las misiones se pueden conseguir equipo de diferentes niveles (raro, único, legendario, etc) que van modificando aún más las características del Avenger. Esto es algo que tiene más peso en la parte multijugador.

Volviendo a todo lo que rodea la historia, hay que decir que Marvel’s Avengers no tiene nada que envidiar a las películas vistas en el cine, pues el guion es magnífico y cuenta con situaciones increíbles acompañadas de cinemáticas que en alguna ocasión dejan con la boca abierta.

¿La campaña podría haber funcionado mucho mejor si la hubiesen enfocado como algo más tradicional? Yo digo que sí. Se ha demostrado que es algo más que un mero aperitivo de la supuesta verdadera experiencia. Lo único que necesitaban era adaptar el progreso de los personajes a la campaña y separarlo de la parte multijugador.

Aún así, es un modo sobresaliente. ¿Habrá más contenido single-player en el futuro? Veremos qué es lo que ocurre en los próximos meses.


¿Conoce la Iniciativa Vengadores?

Llegamos a la apuesta arriesgada de Square Enix y Crystal Dynamics: convertir Marvel’s Avengers en su propio Destiny y alargar la experiencia del juego todo lo que sea posible ofreciendo contenido actualizado constantemente.

En principio, la idea suena muy bien. De hecho, pienso que el unirte con tus amigos o con jugadores del mundo para afrontar misiones controlando a cualquiera de Los Vengadores es el sueño de todo chaval.

La comparación con el juego de Activision es inevitable en esta Iniciativa Avengers, ya que las funciones en este modo multijugador son similares.

El Quimera, el cuartel general volador de los Avengers, será el protagonista (también lo es durante la campaña, por cierto). Aquí podremos realizar todo tipo de actividades: entrenar a los personajes para subir de nivel o aprender nuevas habilidades en la sala HARM, comprar equipo o recursos, completar tareas de las dos facciones disponibles (SHIELD y PYM) y, por supuesto, acceder a las misiones que se vayan actualizando desde la mesa de guerra.

Hay diferentes tipos de encargos (sabotajes, misiones icónicas, cámaras SHIELD, etc) y cada uno de ellos ofrece recompensas totalmente diferentes para poder mejorar nuestro personaje (comics, recursos, equipo, etc). Antes de iniciar la misión, se puede elegir la dificultad y comprobar si el personaje que vamos a controlar cumple con los requisitos del nivel de Potencia que piden.

Estas misiones se pueden jugar tanto en solitario (acompañados de héroes controlados por la máquina) como en cooperativo. Ante esto último tengo que decir que, durante el proceso de este análisis, el matchmaking del juego solo me ha podido juntar con una sola persona. Desconozco si se basará en la cantidad de personas que tengan activada esta opción en la misma misión que se vaya a realizar o si el juego utiliza otro sistema para juntar a otros usuarios.

Como ya he comentado anteriormente, a estas misiones cooperativas ya se tiene acceso desde la campaña, por lo que el jugador ya estaría familiarizado con lo que se va a encontrar en la Iniciativa Avengers.

Estas partidas se desarrollan en un entorno abierto en el que se encuentran el objetivo principal y unos objetivos secundarios repartidos en distintas ubicaciones. Por lo general, estos entornos están vacíos hasta que llegas a cualquiera de los puntos clave que hay en el mapa y ya ahí aparecen las oleadas de enemigos.

Los objetivos secundarios suelen ser descubrir cofres con equipo especial, salvar a otros inhumanos que se encuentran atrapados o destruir enemigos fuertes que sueltan algún recurso especial. En cuanto a los cofres hay secciones bastante interesantes en los que, para poder acceder a esa recompensa, se tienen que completar unos puzles que casi siempre se solucionan pulsando unos botones que suelen están repartidos por el edificio en cuestión.

Los objetivos principales se basan casi siempre en asaltar la base IMA que se encuentra en la localización y neutralizar todo lo que haya dentro cumpliendo una serie de actividades: destruir unas turbinas, permitir que JARVIS pueda hackear los servidores consiguiendo zonas como si de un Dominio de Call Of Duty se tratase, superar oleadas de enemigos, etc.

El problema está en que estas misiones son muy repetitivas y es una sensación que ya se mantiene desde que se juega a las que están metidas en la campaña. A eso se le suma que los escenarios se repiten una y otra vez, independientemente de la localización que hayas escogido en la mesa de guerra. Mismo entorno, misma base de IMA, mismos puzles, etc.

Quiero pensar que, a la larga, irán ofreciendo misiones más trabajadas junto a todo el contenido que tienen pensado ofrecer próximamente.


El futuro de los Avengers

Además de lo mencionado anteriormente, la narrativa de Marvel’s Avengers se irá expandiendo con más contenido en los próximos años y sin coste alguno para los jugadores que hayan comprado el juego, algo que es una buena noticia.

Se irán sumando nuevos personajes (tanto héroes como villanos), nuevas tramas, nuevas localizaciones, etc. Tras el lanzamiento del juego, está confirmada la llegada de Ojo de Halcón en las próximas semanas junto a más contenido, pero para el resto tendremos que esperar a las confirmaciones oficiales.

Por ahora, la plantilla inicial de Los Vengadores tiene mucho contenido por conseguir y es que cada personaje cuenta con una tarjeta de desafío, una especie de pase de batalla con el que se conseguirán todo tipo de elementos personalizables (chapas, ejecuciones, atuendos únicos, etc) a medida que vayamos sumando puntos tras completar los desafíos del héroe en cuestión, los cuales también se irán actualizando tanto de forma diaria como semanalmente.

Esto, por supuesto, requerirá muchas horas de juego para conseguir todo ese contenido, pero os podemos confirmar que existen microtransacciones para poder desbloquear el contenido de una sola vez.


Un apartado técnico bastante desastroso

En los análisis que he realizado hasta ahora no me suelo meter mucho en el apartado técnico porque nunca suelo tener problemas durante el juego y eso es buena señal, pero con Marvel’s Avengers voy a tener que hacer una excepción bastante grande.

La versión que se ha jugado es la de PS4, pero tenemos el conocimiento de que no es la única plataforma en la que el juego ha llegado en un estado preocupante.

En lo visual el juego tiene una estética maravillosa y está a la altura de lo que se le puede pedir a una producción de este estilo. Incluso voy a ponerme en el papel de abogado defensor y decir que los modelados de los superhéroes no están nada mal, a pesar de todas las críticas que se han recibido por parte de los fans.

Pero el rendimiento, al menos por lo visto en la consola de Sony, es un desastre. Las texturas hay veces que no cargan (incluso esperando varios minutos para ver un rincón del escenario mínimamente detallado) o las cinemáticas de la campaña van a trompicones durante un buen rato.

A esto se le añaden también problemas en el sonido, concretamente en los diálogos de los personajes. Llega un momento en el que el doblaje de un personaje desaparece por completo (o cambia de idioma porque sí) mientras la animación sigue diciendo algo. Junto a este problema también están los subtítulos, donde parece que a la hora de traducirlos se les han escapado algunos trozos ingleses o partes de la codificación que utilizarán para configurar esta accesibilidad tan común.

No sería de extrañar que, en las próximas semanas, se avecine un parche gigante que solvente esta serie de problemas.


Conclusiones

En definitiva, la sensación generalizada con Marvel’s Avengers realmente es positiva. Es un juego muy divertido por la gozada que es controlar a cada uno de los superhéroes y el usuario que sea muy fan de Los Vengadores lo va a disfrutar al 100%, sobre todo con esa campaña tan buena. El problema es que está muy verde en ciertos aspectos y, sobre todo, el estado en el que ha llegado no le favorece en absoluto. Veremos como va evolucionando a lo largo de los años.

Positivo:

  • El control de los superhéroes y su combate
  • Campaña con una historia magnífica
  • La estética del juego es increíble
  • Los puzles o actividades de ciertas misiones cooperativas

Negativo:

  • Introducción del modo multijugador muy forzado en la campaña
  • La constante repetición de los entornos en las misiones cooperativas
  • El rendimiento del juego es nefasto

Tukunime
Tukunime
Hablo de fútbol y de videojuegos en mis ratos libres.
A %d blogueros les gusta esto: